Sale a la luz el informe de Kramer Detectives. Ambulancias Domingo se queda sin argumentos

imagen de archivo de uno los detectives de Kramer

Barcelona, 20 de mayo de 2015

A las trabajadoras y trabajadores de Ambulancias Domingo. A toda la clase obrera:

Como sabéis, hace ya unos meses que mantenemos abierto un conflicto con la empresa Ambulancias Domigo SAU, por las sanciones a cuatro compañeras, afiliadas de CGT, y por el despido del delegado sindical de CNT. Algunas personas saben bien los motivos de la empresa para sancionar y despedir, pero tenemos constancia de que otras muchas aún no lo tienen claro, debido a la manipulación empresarial y a la intoxicación del conflicto por parte de sus lacayos (con Maillol a la cabeza). Mediante este comunicado queremos dejar claras las cosas a todo el mundo, a la vez que dejar en evidencia las prácticas anti-obreras y mafiosas de la Familia Blanco-Alaber.

El inicio del conflicto

El origen de este conflicto es la huelga convocada por CGT para los días 22 y 23 de diciembre. Siempre hay motivos para convocar una huelga, con más rezón en este caso, ya que se estaba hablando de incumplimientos en materia de seguridad y salud por parte de la empresa, y del impedimento de la misma para que las madres y padres pudieran acogerse a la reducción de jornada por guarda y custodia de hijos cuando ellos lo quisieran.

Cuando queda convocada la huelga, como es natural, la CNT comienza la tarea propagandística para hacer llegar la misma a todas partes y que la sociedad (tanto parásitos burgueses, por unos motivos, como clase obrera, por otros) tenga conocimiento de la misma. Por su parte, la empresa a lo suyo: amedrentar y amenazar a la plantilla, tratando de restar efectividad a la huelga. Tal es así, que incluso el mismo día 22 de diciembre, la Familia Blanco-Alaber y su perrillo faldero Miguel Ángel, se colocan al lado al comité de huelga de la CGT, impidiendo la labor informativa del mismo, como queda demostrado en el informe de la Inspección Laboral de guardia. La ampresa tampoco notificó, como estaba obligada, qué unidades y trabajadores estaban de servicios mínimos, tratando de engañar a la plantilla sobre la legalidad de la huelga y sobre quién estaba obligado a trabajar.

La huelga se desarrolló sin incidentes graves, no porque lo digamos nosotros, sino porque así ocurrió, por mucho que la empresa trate de hacer ver lo contrario. Ya nos hubiera gustado que la huelga de Ambulancias Domingo hubiera sido la chispa que hiciera estallar la Revolución Social; lamentablemente, otra vez será.

La excusa para las sanciones: informe de Kramer-Detectives

Los primeros días tras la huelga fueron de aparente tranquilidad, pero se respiraba una calma tensa, ya que todas las implicadas en la huelga, incluyendo al delegado de la Sección de CNT, sabíamos que la empresa tramaba algo. Y así fue. En la primera semana de febrero, la empresa comunica a cinco personas, cuatro de CGT y una de CNT, la apertura de un expediente disciplinario, en el que se proponen faltas muy graves, con posibilidad de despido. Se escudan en un informe que ha sido elaborando por una agencia de detectives (posteriormente identificada como Kramer-Detectives) a petición de la empresa, en el que se nos acusa de haber realizado sabotajes, bloquear la salida de ambulancias, retrasar la atención a pacientes…Además, al delegado de CNT se le acusa de haber realizado al menos seis pintadas convocando a la huelga. También se le acusa al compañero de escribir en la acera frente al portal de la casa del dueño de la empresa “Cesario Blanco Mamón”…como si no tuviera ya enemigos ese señor.

Ofertas de la empresa para “solucionar” el conflicto

A pesar de la gravedad con que quieren vestir los hechos de la huelga, según ellos suficientes como para promover cuatro sanciones de 45 días sin empleo ni sueldo, y un despido disciplinario, la empresa ha ofrecido ya solucionar el tema poniendo dinero encima de la mesa. A los compañeros de CGT les ha planteado la rebaja de la sanción a ocho días, mientras que al delegado de CNT le ha ofrecido solucionarlo con dinero para comprar su silencio

Para que le quede claro a todo el mundo, Familia Blanco-Alaber incluida: la única solución es la retirada de las sanciones. Si Ambulancias Domingo trata de comprar la voluntad de la clase obrera con dinero, que sepa que en esta caso se ha equivocado. La CNT, por su parte, no se va a callar ni va a ceder en el conflicto. A la empresa les va a tocar aguantarnos.

La cuestión de fondo: represión de una huelga como castigo ejemplar

La Familia Blanco-Alaber se ha hecho pis y caca encima, simplemente por ver a trabajadores encapuchados en la puerta de su empresa (hacía mucho frío, de verdad) y ver que la actitud no era amistosa. En realidad no fue una gran huelga, pero por el lío que han montado, pensamos que les ha dolido mucho, y que seguramente el SEM haya tenido mucho que ver en las sanciones a los trabajadores.

Ni SEM, con Francesc Bonet como máximo responsables, ni Ambuancias Domingo, van a dejar pasar la actitud combativa de los trabajadores; quieren quitarse del medio a la gente que lucha, e intentarán lo que haga falta para tratar de conseguirlo. Ambulancias Domingo ha mostrado su poderío económico gastándose un pastizal en una chapuza de informe de la empresa KRAMER-DETECTIVES, y pagando la pintura del CUAP de Horta para tapar la pintada que anunciaba la huelga. Un derroche económico que será mayor cuando la empresa tenga que readmitir al delegado de CNT y pagarle los salarios de tramitación, así como pagar los días que han estado suspendidas las compañeras de CGT.

Se ha actuado contra los “cabecillas” de una huelga que les ha asustado y mucho. Se ha planteado un castigo ejemplar contra las personas que han decidido tomar parte activa en la movilización, ya sea haciendo propaganda o participando en los piquetes. Se ha actuado contra una de las herramientas más fuertes de la clase obrera, porque tienen miedo, mucho más que nosotras, y lo demuestran en cada torpe movimiento que realizan.

La lucha es el único camino

En CNT lo tenemos claro. Solamente luchando se consiguen cosas. Vivimos en una sociedad de clases, formada a grandes rasgos por parásitos (empresarios, políticos, iglesias…) que se aprovechan de la clase obrera (única capaz de generar riqueza y mover la economía). Los parásitos se han acomodado a vivir de nosotras, apoyándose en sus leyes, sus jueves y sus aparatos policiales y militares. Los únicos momentos en los que han reaccionado han sido cuando se les ha puesto en aprietos. Hace mucho que no les echamos un pulso en serio a las sanguijuelas de la sociedad. Va siendo hora de espabilar.

Desde la CNT de Barcelona y desde la Sección Sindical en Ambulancias Domingo, llamamos a la organización de la clase obrera, a la construcción de herramientas de lucha auténticamente nuestras. Llamamos al uso de las mismas contra quienes generan miseria y explotación. Llamamos a los trabajadores de Ambulancias Domingo a no dejarse amedrentar por la empresa, a plantar cara ante los problemas que nos genera la parsasitaria Familia Blanco-Alaber. Apoyad el conflicto por las sanciones a los huelguistas, como primer paso para revolverse contra la empresa. Si no se os ocurren formas de desarrollar estas ideas, poneos en contacto con nosotros.

Hay que tomar partido en la guerra social. Organízate y lucha.
Sección Sindical de CNT Barcelona en Ambulancias Domingo SAU

seccionambulanciasdomingo@barcelona.cnt.es

SOV Barcelona CNT-AIT

sindical@barcelona.cnt.es